LPO: qué es y por qué es necesaria

LPO: qué es y por qué es necesaria

Muchos son los trámites que se necesitan para la construcción de viviendas y edificios. Todos ellos son importantes, pero hay uno sin el que es imposible entrar a vivir. Nos referimos a la LPO o Licencia de Primera Ocupación.

Como expertos en gestión de Acometidas y trámites, hoy queremos hablar acerca de esta licencia. Explicaremos qué es y algunas cuestiones relacionadas.

¿Qué es una LPO?

La LPO es una licencia municipal, cuyo objetivo es el de asegurar que se ha cumplido con los términos establecidos en una licencia de obra.

Se denomina de Primera Ocupación porque afecta al primer uso que tiene una construcción. Es decir, que solo se tiene que solicitar cuando se trata de edificios y viviendas de nueva construcción.

Para qué se necesita la LPO

La Licencia de Primera Ocupación es necesaria para contratar servicios básicos como la electricidad o el gas. Por tanto, se trata de un documento que complementa a las acometidas correspondientes.

No se debe confundir la LPO con la licencia de obra o de apertura. La primera se solicita antes de comenzar con la construcción, mientras que la segunda permite que se efectúe una determinada actividad en una nave o local. La LPO certifica el ajuste al plan de urbanismo que se encuentra en vigor.

¿Quién solicita la Licencia de Primera Ocupación?

El responsable de solicitar una LPO es el promotor del proyecto. Como titular de la licencia de obras, debe figurar también como solicitante de esta licencia.

Esto significa que los propietarios de viviendas o locales no pueden hacer la solicitud de esta licencia. De hecho, si tratan de hacerlo no se prestarán atención a ella.

Para que una LPO se conceda es esencial que la obra se ajuste tanto al proyecto como a la Ordenanza Municipal de la población en la que se encuentra. Lo que incluye subsanar defectos que puedan afectar a la seguridad, como árboles, zanjas o elementos que haya que cambiar de sitio.

¿Se puede denegar la licencia?

Si se cumplen todos los aspectos indicados en el proyecto aprobado con la licencia de obra, no se puede negar la LPO. Solo en los casos que hemos mencionado antes, como la presencia de determinados elementos o si se detectan errores en el desarrollo de la obra, se puede solicitar que se hagan ajustes antes de conceder la LPO.

Es decir, que una Licencia de Primera Ocupación puede denegarse si:

  • La obra realizada no corresponde al proyecto para el que se solicitó licencia.
  • No se cumplen las condiciones generales de urbanismo. En cuyo caso se indicará qué cambios deben efectuarse para proceder a la entrega de licencia.
  • La obra aún no se ha terminado, por lo que no está lista para la ocupación.

Información sobre LPO

Para saber cuáles son los términos de una LPO, será necesario informarse en el ayuntamiento de la localidad en cuestión.

Si quieres evitar pérdidas de tiempo, puedes contactar con AcogestPlus y nos encargaremos de realizar las gestiones de acometidas y licencias que necesitas, incluyendo por supuesto la LPO.



ACOGEST PLUS utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies